Las Aceitunas: Nutrición y beneficios para la salud

Las aceitunas son populares tanto como aperitivo como ingrediente de ensaladas, sándwiches y guisos. Tienen una textura masticable y un sabor rico y salado. La gente lleva cultivando olivos desde hace más de 7.000 años, y desde hace mucho tiempo asocian su fruto con beneficios para la salud.

Hay cientos de especies de olivos, y estos frutos y su aceite forman parte de la dieta mediterránea, que puede ayudar a las personas a prevenir enfermedades y vivir más tiempo. En este artículo, conozca los posibles beneficios para la salud de las aceitunas, así como su contenido nutricional y cómo utilizarlas. ¡Conoce ahora las mejores olivas caseras!

¿Son buenas las aceitunas?

Las aceitunas y el aceite de oliva tienen un largo historial de beneficios para la salud, y cada vez hay más pruebas científicas que respaldan estas afirmaciones.

El aceite de oliva, que los fabricantes elaboran machacando los frutos de la aceituna y separando el aceite de la pulpa, desempeña un papel fundamental en la dieta mediterránea.

Las aceitunas son bajas en colesterol y una buena fuente de fibra dietética, que el cuerpo necesita para una buena salud intestinal. También son ricas en hierro y cobre.

Las investigaciones demuestran que seguir esta dieta puede ayudar a vivir más tiempo. Un estudio realizado en casi 26.000 mujeres descubrió que la dieta mediterránea podía reducir el riesgo de desarrollar enfermedades cardiovasculares hasta en un 28% en comparación con una dieta de control.

La dieta mediterránea consiste en un consumo diario de cereales integrales, frutas, verduras, legumbres y frutos secos. Las personas que siguen la dieta comen pescado y carne magra con moderación, pero limitan las carnes rojas y procesadas a 2 o 3 raciones al mes.

La dieta también hace hincapié en la sustitución de las grasas no saludables, como las grasas trans y las saturadas presentes en la mantequilla y la margarina, por grasas saludables, como las grasas poliinsaturadas y monoinsaturadas presentes en las aceitunas y el aceite de oliva.

Las aceitunas son una buena fuente de oleato, que es un ácido graso monoinsaturado. Un estudio de 2016 descubrió que comer más grasas monoinsaturadas reduce el riesgo de muerte prematura por enfermedad en comparación con comer más carbohidratos.

La American Heart Foundation también afirma que las grasas monoinsaturadas pueden tener un efecto beneficioso para la salud del corazón cuando una persona las consume con moderación.

El aceite de oliva virgen también tiene un alto contenido en un tipo de antioxidantes llamados polifenoles, que pueden ayudar a prevenir enfermedades relacionadas con el corazón y los vasos sanguíneos.

Algunas personas creen que estos antioxidantes pueden frenar la progresión de las enfermedades neurodegenerativas e incluso del cáncer. Sin embargo, se necesitan más estudios para confirmar estas afirmaciones.

Cabe señalar que los productores de alimentos suelen conservar las aceitunas en salmuera, que tiene un alto contenido de sal. Con el tiempo, el exceso de sal en el organismo puede provocar hipertensión arterial, infartos de miocardio e infartos cerebrales, por lo que hay que consumir las aceitunas con moderación.

Cómo consumirlas

Las aceitunas y el aceite de oliva virgen extra pueden añadirse a todo tipo de alimentos, como ensaladas, verduras crudas o asadas y pasta integral.

Las variantes de aceite de oliva virgen extra de sabor suave pueden sustituir a la mantequilla u otros aceites en la repostería. También se puede cocinar con aceite de oliva.

Aunque las aceitunas y el aceite de oliva contienen muchos nutrientes útiles, hay que consumirlos con moderación como parte de una dieta equilibrada. El aceite de oliva tiene un alto contenido en grasa, y el proceso de conservación hace que las aceitunas tengan a menudo un alto contenido en sal.

Conclusiones

Las aceitunas y el aceite de oliva han sido disfrutados por generaciones por sus cualidades saludables.

Las aceitunas son bajas en colesterol y una buena fuente de fibra dietética, que el cuerpo necesita para una buena salud intestinal. También tienen un alto contenido en minerales que el cuerpo necesita para funcionar, como el hierro y el cobre.

Sin embargo, es mejor consumir las aceitunas con moderación, ya que los productores suelen conservarlas en salmuera, que tiene un alto contenido en sal.

El aceite de oliva forma parte de la dieta mediterránea, que puede ayudar a las personas a mantener un peso saludable, prevenir enfermedades cardíacas y vivir más tiempo. La dieta incluye alimentos que contienen altos niveles de grasas monoinsaturadas, que son grasas saludables que pueden beneficiar la salud del corazón.

  • Leave a Comment